Para llevar a cabo un proyecto de oficinas corporativas exitoso, es necesario que la empresa a cargo de la obra, más que un Contratista General ordinario, sea un aliado estratégico que entienda tus objetivos de negocio y te ayude a lograrlos.

El Contratista General debe conocer las últimas tendencias que impactan la construcción de espacios corporativos, tales como: factores de wellness & health, avances tecnológicos, durabilidad promedio de una oficina, la relación entre sustentabilidad y productividad, entre otros; para que realmente te brinde una estrategia inmobiliaria de oficinas de vanguardia que madurará bien en el tiempo.


¿Cómo identificar un perfil de aliado estratégico de construcción?


Permanencia de mercado
Uno de los factores que debes evaluar desde un principio es la trayectoria del Contratista a lo largo del tiempo. Revisa el crecimiento que ha tenido, su nivel de madurez institucional y sus resultados alcanzados.


Cartera de clientes
Cuando hablamos de construir espacios corporativos, no se trata de ver quién entrega más rápido la obra, sino de evaluar la experiencia integral que tiene el Contratista en atender a diferentes tipos de empresas.

Te recomendamos analizar el número de clientes y sectores abarcados por el Contratista General, así como sus referencias.


Metodología utilizada
Un factor fundamental a examinar es la metodología que el Contratista General utiliza en los procesos de preconstrucción y construcción. Verifica su modo de abordar las problemáticas, su transparencia en procesos e información compartida y su estructura de trabajo; cuestiona también la calidad de sus profesionales, asegúrate que no sean empleados eventuales y oportunistas.

 

Involucramiento temprano
El gran diferencial que constituye a un Contratista General como un aliado estratégico de construcción es que busque involucrarse desde la etapa conceptual del proyecto y forme parte integral de un sólido equipo de trabajo de la mano del Arquitecto Diseñador, los Ingenieros Calculistas, los Especialistas en Mobiliario y Equipamiento e incluso el cliente mismo.

¿Por qué? Porque es en la etapa conceptual del proceso donde se pueden generar ahorros significativos y anticipar errores potenciales durante la obra, permitiendo así, obtener mejores resultados para todos los involucrados.


No hay duda de que el monto de inversión más fuerte es la obra; por lo tanto, si tu Contratista General no se involucra desde un inicio, corres el riesgo de que tu presupuesto no sea bien administrado y tanto los tiempos como las calidades del producto final sufran.

En cambio, con una minuciosa planeación anticipada, optimizarás tu inversión en todos los sentidos.


El principal beneficio de trabajar con un aliado estratégico de construcción es que se tomarán decisiones más certeras y oportunas al tú tener seguridad de la información proporcionada en la fase previa de la ejecución del proyecto y, al conocer el Contratista, tu misión, visión y las expectativas de cómo quieres posicionar tu empresa con el nuevo espacio corporativo, asegurarás resultados sin contratiempos ni sobrecostos.

He ahí la importancia de elegir a un Contratista General que cumpla con el perfil de aliado estratégico para llevar a cabo tu proyecto de oficinas corporativas.


En GAYA trabajamos por mantener relaciones sólidas con nuestros clientes, basándonos en desarrollar espacios corporativos vanguardistas, con la máxima calidad en cada detalle.

Nuestros controles éticos y de transparencia basados en tecnología de punta y capacitación constante en el manejo de información tanto en la parte conceptual del proyecto como en el proceso de construcción son inigualables en el mercado.

Lo que prometemos, lo cumplimos. ¡Contáctanos!